Taller de Navegadores Web


La información en Internet está disponible a través de páginas Web. Estas páginas están escritas internamente en un lenguaje de programación llamado HTML. Para poder transformar este lenguaje en páginas Web legibles nos hace falta utilizar un programa o aplicación. Estos programas o aplicaciones se denominan navegadores o browsers (en inglés).

Navegadores Web

Estos navegadores, son programas complejos que realizan un número importante de funciones. Desde los comienzos de Internet han sido gratuitos y se pueden descargar desde la Web. Los más utilizados en la actualidad son Google Chrome, Internet Explorer, Edge, Firefox, Opera y Safari entre otros.

Un navegador sirve para acceder a Internet, pero también se pueden utilizar sin conexión a Internet para ver páginas Web que estén almacenadas en un disco duro, USB, DVD u otro dispositivo de almacenamiento de datos.

Resumen de los Navegadores actuales

Navegadores Web

Google Chrome es un navegador Web desarrollado por Google y compilado con base en varios componentes e infraestructuras de desarrollo de aplicaciones de código abierto. En 2008 salió a la luz la primera versión al mercado. ​ Actualmente el navegador está disponible para Windows, macOS, Linux, Android e iOS. Desde 2013 es el navegador más utilizado.

Navegadores Web

Internet Explorer es un navegador Web que fue desarrollado por Microsoft para el sistema operativo Microsoft Windows desde 1995. En el año 2015 se anunció que a partir de Windows 10 se sustituye por Microsoft Edge.

Navegadores Web

Mozilla Firefox es un navegador Web libre y de código abierto​ desarrollado para Linux, Android, IOS, macOS y Windows coordinado por la Corporación Mozilla y la Fundación Mozilla.

 

Navegadores Web

Opera es un navegador web creado por la empresa noruega Opera Software. Usa el motor de renderizado Blink. Actualmente el navegador está disponible para Windows, macOS, Linux, Android e iOS.

 

Navegadores Web

Safari es un navegador web de código cerrado desarrollado por Apple Inc. Está disponible para macOS e iOS.

 

En general todos los navegadores son similares en cuanto a la visualización de páginas Web, pero cada uno de ellos presenta sus particularidades. En cuanto a la elección de uno u otro, dependerá de las necesidades de cada usuario, aunque en general cualquier elección nos servirá con creces como una herramienta adecuada para navegar por Internet.

Taller de Navegadores Web

El presente taller está orientado en la utilización del navegador de Google Chrome que desde hace algunos años es el más difundido y utilizado. También está disponible para los sistemas operativos más populares y puede ser utilizado tanto en portátiles y ordenadores de sobremesa como en dispositivos móviles.

Instalación de Google Chrome

Si no tenemos instalado Google Chrome, lo primero será comenzar con su descarga, encontrándonos con la siguiente pantalla:

Navegadores Web

Podremos seleccionar la opción Descargar Chrome o Descargar Chrome para otra plataforma. Entre ambas opciones se sugiere la versión más adecuada para el dispositivo actual.

Si nos decantamos por descargar Chrome para otra plataforma, se abrirá la siguiente pantalla:

Navegadores Web

En ella deberemos seleccionar la versión que deseamos descargar.

En cualquier caso, en la próxima pantalla deberemos aceptar las condiciones de servicio de Google Chrome para proceder a la instalación como se muestra en la siguiente pantalla:

Navegadores Web

Ejecutar Google Chrome

Para comenzar tendremos que ejecutar el navegador Google Chrome desde el icono  Navegadores Web  que puede estar situado en el escritorio y en la zona de inicio rápido.

Apartados principales de la ventana de Google Chrome

Navegadores Web

  1. Pestañas. Estas nos permitirán abrir más de una página Web en una misma ventana. Seleccionando una u otra, podremos ir alternándolas de modo que en el área de la página Web se muestre el contenido de aquella que hayamos elegido. Para facilitar la identificación del contenido de cada una de ellas, cada pestaña indica el título y el logo de la Web que muestra. Podemos abrir una página Web en una pestaña de diferentes maneras:
    • Al navegar y hacer clic sobre un enlace es posible que, automáticamente, éste se abra en una nueva pestaña.
    • También al navegar, podemos forzar a que un determinado enlace se abra como una nueva pestaña. Esto se logra haciendo clic con el botón derecho sobre él y seleccionando Abrir en una pestaña nueva. Si disponemos de un ratón con botón central o rueda de desplazamiento, también podemos hacer clic sobre el enlace pulsándolos en vez de hacer clic con el habitual botón izquierdo. En ambos casos anteriores se abrirá una nueva pestaña mostrando directamente contenido. También es posible abrir una pestaña nueva en blanco y a continuación introducir la dirección deseada. Lo haremos haciendo clic en el pequeño recuadro que queda justo a la derecha de la última pestaña. O bien con las teclas CTRL+T. Al abrir una nueva pestaña en blanco también tenemos la opción de escoger cualquiera de las páginas que se mostrarán, que son un resumen de las páginas más visitas. O bien de abrir las últimas pestañas cerradas o las que abrimos en la última sesión de navegación.
    • Para cerrar una pestaña, solo hay que hacer clic sobre la pequeña cruz (aspa) que aparece en la parte derecha de la pestaña.
  2. Barra de direcciones. Esta barra contiene la dirección de la página Web actual y también hace la función de buscador simplificado.
    • Se trata de una barra editable y podemos escribir en ella. Para cambiar de una página a otra, basta con borrar la dirección actual, escribir una nueva dirección y pulsar la tecla Enter.
    • Las páginas visitadas se almacenan en un historial, de modo que, si tenemos la intención de acceder a una página que ya habíamos visitado anteriormente, no es necesario escribir la dirección completa porque la barra de direcciones posee características de autocompletar y sugerencias.
    • Autocompletar. Esta característica consiste en que, al teclear las primeras letras de una palabra se presenta automáticamente una lista con las direcciones que el navegador tiene almacenadas y coinciden con esas primeras letras. Si hay alguna que nos interesa, basta con hacer clic para seleccionarla.
    • Sugerencias. En cuanto a esta característica, se nos muestran ciertas sugerencias que están precedidas por tres iconos distintos:
      1. Búsqueda, indica que se producirá una búsqueda en Google con las letras en negrita.
      2. Marcadores, indica que proviene de la lista de marcadores o favoritos,
      3. Historial, indica que proviene del historial de las páginas visitadas previamente.
      4. Si elegimos cualquiera de los dos últimos iconos, iremos directamente a esa página Web, sin pasar por el buscador Google.
  3. Barra de Marcadores. Panel que muestra las páginas que hayamos marcado como favoritas, pudiendo consultar cualquier de ellas sin tener que recordar sus direcciones. Cuando queramos visitar cualquiera de ellas, sólo tendremos que buscarla en nuestra barra de marcadores y hacer clic en ella. Al principio sólo tendremos unas pocas páginas en Marcadores y serán todas visibles fácilmente. Al aumentar su número, tendremos que organizar nuestros favoritos en carpetas y subcarpetas para facilitar la búsqueda dentro de la barra de marcadores.
  4. Barra de Desplazamiento. La mayoría de las páginas Web están diseñadas para adaptar su contenido al tamaño de la ventana en que se encuentran. Cuando la ventana es pequeña, algunas imágenes ya no caben y aparecen automáticamente unas barras de desplazamiento horizontales que permiten mover la ventana de izquierda a derecha para poder visualizar el contenido. Las barras de desplazamiento verticales que permiten mover la ventana arriba y abajo, suelen estar siempre presentes.

  5. Botón Menú. Desde este botón podremos acceder a muchas de las opciones del navegador. Encontraremos elementos como Marcadores, Herramientas, Historial, Pestañas o Configuración que contienen submenús con más opciones, que se mostrarán al situar el cursor sobre ellos.Navegadores Web

    Los tres primeros comandos del menú abren nuevas pestañas, ventanas y ventanas de incógnito.

    Marcadores abre un desplegable para la gestión de nuestros marcadores.

    Editar permite cortar, copiar y pegar utilizando el portapapeles. Por ejemplo, podemos copiar texto de la página web y pegarlo en la barra de direcciones para buscar en Internet, o pegarlo en cualquier otra aplicación. Aunque es más cómodo usar las combinaciones de teclas CTRL + C, para copiar, CTRL + V para pegar y CTRL + X para cortar.

    Con Acercar/alejar hacemos aumentar o disminuir el zoom de la página. El botón de la derecha, sirve para poner el modo pantalla completa, en el cual desaparecen todas las barras y la página web ocupa toda la pantalla. Para salir de este modo hay que pulsar la tecla F11. También se puede usar F11 para entrar en modo pantalla completa.

    Imprimir nos permite ver una vista previa de impresión de la página actual, así como lanzar su impresión.

    Herramientas abre un desplegable con varias opciones, algunas de las cuales ya hemos visto y otras las veremos en el apartado Configuración.

    Historial este comando abre una página con una lista de todas las páginas que hemos visitado anteriormente. Podemos volver a visitar la página haciendo clic sobre ella. También hay un botón para borrar los datos de navegación. 

    Descargas nos muestra un listado de los archivos que nos hayamos descargado desde el navegador. Desde aquí podemos abrirlo y gestionar el listado.

  6. Cerrar, Minimizar y Cambiar Tamaño. Al igual que en cualquier ventana, con estos tres comandos podemos actuar sobre la ventana del navegador. El botón Cerrar, botón de la derecha, cierra la ventana del navegador finalizando toda actividad que hallamos realizado en el mismo. El botón Minimizar, botón de la izquierda, minimiza la ventana del navegador desapareciendo de nuestra pantalla y continuando disponible en la barra de tareas para ser maximizada y utilizada en cualquier momento. El botón Cambiar Tamaño, botón del centro, nos brinda la posibilidad de cambiar las dimensiones de la ventana del navegador para adecuarla a nuestros propósitos.

  7. Botones Atrás, Adelante, Actualizar y Detener.

    Botones Atrás y Adelante. Cuando navegamos por Internet solemos pasar de una página Web a otra. Normalmente cada página tiene un enlace a la siguiente página y a la página anterior. Así las páginas de un determinado tema están enlazadas como un libro.

    También se dispone de un índice o menú que nos permite ir directamente a una página concreta. A veces el índice o menú está de forma permanente en un lateral de la página o en una lista desplegable que se activa la colocar el cursor o hacer clic. Otras veces el índice es el mapa del web.

    De esta forma podemos ir visitando las páginas que componen un sitio Web en orden o saltando de vez en cuando entre ellas. En ambos casos vamos visitando páginas, una detrás de otra, creando así un orden propio de navegación, que será diferente al propio orden lógico en el que están enlazadas las páginas por su autor. Es importante distinguir claramente entre estas dos ordenaciones para no perdernos al navegar.

    Hasta ahora hemos supuesto que para pasar de una página a otra utilizas los enlaces que hay dentro de las propias páginas. Pero también se pueden utilizar los iconos Adelante y Atrás, en forma de flecha, que hay en la barra superior del navegador. La diferencia es que con las flechas del navegador avanzas o retrocedes en el orden propio que nosotros hemos creado.

    Podemos comprobar esto fijándonos en un detalle. Cuando arrancamos el navegador se carga la página por defecto o página de inicio y tanto el icono avanzar como el icono retroceder del navegador están desactivados puesto que no hemos visitado ninguna otra página. Cuando visitamos otra página se activará el icono retroceder. El icono avanzar sólo se activará cuando hayamos retrocedido.

    El botón izquierdo Atrás o Retroceder del navegador permite volver a la última página visitada, cada vez que pulsamos este botón se vuelve un paso atrás. Es la acción más habitual, por eso el botón tiene un tamaño ligeramente superior.  Este botón es muy útil en el siguiente caso: Cuando navegamos por un sitio web también suele haber enlaces a otros sitios Web, al hacer clic en un enlace a otro sitio web lo podremos seguir visitando siguiendo sus propias flechas o enlaces, pero si queremos volver al primer sitio Web podemos hacer clic en el icono Retroceder del navegador hasta que volvamos al sitio Web inicial. De esta forma siempre puedes deshacer el camino andado y volver al origen.

    Al utilizar el botón Atrás o Retroceder del navegador, se activa el botón del centro Adelante o Avanzar, de esta forma podemos avanzar y retroceder en el orden propio que creamos al navegar.

    En la mayoría de los casos lo recomendable es utilizar las flechas del propio sitio Web. Si la página está bien diseñada no tendremos ningún problema para navegar. En caso de perdemos, podemos utilizar el icono retroceder del navegador hasta lograr orientarnos de nuevo.

    Otra forma de retroceder que puede ser muy útil consiste en pulsar sin soltar sobre el botón Atrás o Retroceder durante unos segundos. Al hacerlo se desplegará una lista con las últimas páginas que hemos visitado. Sólo tenemos que deslizar el ratón y soltar el botón sobre el elemento de la lista para ir a esa página. Del mismo modo podemos utilizar el botón Adelante o Avanzar para saltar hacia adelante varias páginas.

    Actualizar. Es el botón de la derecha, aparece cuando la página se ha cargado por completo y se utiliza para volver a cargar la página actual. Podríamos preguntarnos para qué sirve volver a cargar la misma página, si ya la tenemos cargada. Podemos ver cuatro casos en los que es conveniente utilizar este comando.

    1. Cuando visitamos una página el navegador la guarda en forma local, de esta forma, si la volvemos a visitar no necesita volver a acceder al servidor para cargarla de nuevo. Esto tiene la ventaja de ahorrar mucho tiempo en la carga, pero tiene el inconveniente de no visualizar la última versión de la página. Si la página ha sido modificada después de guardarla en el disco no veremos las modificaciones, puesto que estaremos viendo una versión antigua. Pero si pulsamos el botón Actualizar obligamos al navegador a cargar nuevamente la página de Internet. Así nos aseguramos de tener la última versión. Esto es útil para páginas que cambian frecuentemente de contenido y queremos asegurarnos de que lo que estamos viendo está totalmente actualizado.
    2. En ocasiones, durante el proceso de carga de una página se produce un error, o la página no acaba nunca de cargarse, en estos casos hay que pulsar el botón Detener y luego Actualizar para iniciar la carga de nuevo.
    3. Si hemos pulsado el botón Detener por error, debemos pulsar Actualizar para recargar la página.
    4. En ocasiones, bien por una sobrecarga de la red o de los servidores, nuestro navegador no consigue cargar la página buscada y nos devuelve un error parecido a “Página no encontrada”. Si queremos asegurar que realmente esta página no existe, pulsamos Actualizar. Si el problema estaba en la red, puede que ahora podamos visualizar la página. 

    Detener. Aparece mientras la página se está cargando. Si lo pulsamos, se detendrá la carga de la página. Mientras se intenta cargar la página el botón Actualizar toma la forma del botón Detener. Para navegar por Internet solemos hacer clic en enlaces que contienen la dirección de una página. Entonces el navegador intenta acceder al servidor donde está la página para cargarla. El proceso de cargar una página puede durar desde unas décimas de segundo a varios minutos, según la velocidad de la conexión y la cantidad de información a transmitir. Si queremos detener el proceso de carga de una página, podemos hacer clic en el botón Detener. Si ya se había cargado parte de la página, se quedará en ese estado. Por ejemplo, se puede haber cargado el texto y faltar cargar algunas imágenes, con lo cual veremos la página incompleta.

  8. Área de la página Web. Es la zona donde se visualiza el contenido de la página Web. Como en la mayoría de las ventanas de Windows, la ventana de los navegadores se puede variar de tamaño. Sólo tenemos que hacer clic en el botón Restaurar de la esquina superior derecha y ajustar el tamaño arrastrando los márgenes de la ventana.

  9. Inicio de Sesión. Desde este botón es posible iniciar una sesión de usuario en el navegador. De forma genérica un inicio de sesión implica introducir un usuario y una clave para acceder a un lugar con una identidad determinada, y por lo tanto con unas características asociadas a esa identidad.

    Tenemos la posibilidad de utilizar el navegador sin iniciar sesión. También podemos iniciar una sesión introduciendo un usuario y una clave de una cuenta registrada previamente en Google. En este caso cambiará el icono genérico por nuestro nombre de usuario.

    La principal ventaja de iniciar una sesión en Google Chrome radica fundamentalmente en que nuestros marcadores, historial y demás configuración personales estarán perfectamente sincronizadas, de tal forma que lo tendremos disponibles con independencia del dispositivo que utilicemos. Además, tendremos acceso a todos los servicios de Google como Gmail, google Drive, YouTube, Maps, G+, etc, sin necesidad de volver a introducir nuestro usuario y contraseña.

  10. Panel de Extensiones. En este panel se muestran las extensiones instaladas en nuestro navegador. Por cada extensión instalada, visualizamos su icono, su nombre y su descripción. Actualmente los navegadores no sólo sirven para visualizar páginas Web, si no también son capaces de ofrecer otras funcionalidades. Podremos ejecutar determinados programas dentro del navegador lo cual nos da la posibilidad de aumentar considerablemente su potencialidad. Estos programas se llaman Extensiones. Hay extensiones y aplicaciones de todo tipo, juegos, educación, utilidades, etc.

Gestión de Marcadores

Añadir a Marcadores

Para agregar una dirección a la lista de marcadores, una vez que estamos situados en la página Web que queramos añadir, basta con hacer clic en el botón marcadores de la parte derecha de la barra de direcciones, o pulsar la combinación de teclas Ctrl + D. Aparerá un cuadro de diálogo como el siguiente:

Navegadores Web

Lo que escribamos en el campo Nombre, será lo que veremos al acceder al marcador. Inicialmente aparece el título de la página web, pero podemos cambiarlo.

En el campo Carpeta, aparece el lugar donde vamos a guardar el marcador. Podemos hacerlo en la Barra de Marcadores o en una carpeta que hayamos creado previamente. Al pulsar en el triángulo de la derecha se abre la lista con las últimas carpetas utilizadas. Si queremos usar otra carpeta o crear una nueva debemos pulsar el botón Editar. Una vez seleccionada la carpeta debemos selección hacer clic en Ok.

Administrar los Marcadores

Al principio guardaremos los marcadores en la barra de marcadores, pero después los iremos guardando en carpetas, de forma similar a como guardamos otro tipo de archivos. Es conveniente organizarlos, cambiarlos de lugar, borrarlos y crear carpetas. De esta forma podremos tener agrupados por temas y subtemas todos los marcadores. Así nos será más fácil ubicar lo que buscamos.

Si dedicamos un poco tiempo a diseñar una buena organización, podremos ahorrarnos mucho tiempo. En función de cada caso particular será más o menos compleja. No conviene que las carpetas tengan más elementos de los que se pueden ver en una pantalla. Procuraremos que no haya carpetas con temas muy parecidos, porque luego tendremos que buscar en el interior de las ambas carpetas.

Para administrar los marcadores tendremos que pulsar el botón Menú y elegir la opción Marcadores y luego Administrador de Marcadores. Ya hemos visto que también se puede llegar a esta opción al abrir el menú contextual desde la barra de marcadores. Aparecerá una pantalla como ésta:

Navegadores Web

Organizar los marcadores desde esta pantalla es muy sencillo ya que permite mover las carpetas y marcadores con el ratón. Para cambiar de posición un marcador basta hacer clic sobre él para seleccionarlo y arrastrarlo a la nueva posición. Igual que con las carpetas.

En la parte izquierda de la pantalla se encuentra la estructura de carpetas. Inicialmente hay dos carpetas que no se pueden borrar: Barra de Marcadores y Otros Marcadores. En cada una de ellas podremos crear las subcarpetas que necesitemos.

En la parte derecha aparecen los marcadores que hay en la carpeta seleccionada. Podemos seleccionar un marcador y moverlo a otra carpeta. Al hacer clic derecho sobre un marcador aparece un menú contextual con las opciones más utilizadas, como Cambiar nombre, Suprimir, Cortar, Abrir, Añadir carpeta y demás. También aparece la opción Editar que nos permite cambiar la descripción del marcador y su dirección.

Para crear una carpeta nueva, primero seleccionaremos la carpeta dentro de la cual queremos crearla. Después haremos clic en el botón derecho del ratón sobre la misma y aparecerá un menú contextual. Haremos clic en la opción Añadir Carpeta y aparecerá un cuadro de diálogo para que indiquemos el nombre que queremos darle.

Extensiones y Aplicaciones

Los primeros navegadores sólo servían para visualizar páginas Web. En la actualidad son capaces de hacer muchos más procesos. Éstos pueden ejecutar programas lo que potencia en gran medida su funcionalidad. Estos programas se llaman Extensiones y Aplicaciones y están orientados a todo tipo de funcionalidades como juegos, educación, utilidades, etc.

Para gestionar las extensiones deberemos ir al botón del Menú y elegir la opción Más herramientas y en la columna de la izquierda, hacer clic en Extensiones veremos una pantalla similar a esta:

Navegadores Web

Básicamente, desde esta pantalla podremos hacer dos cosas: gestionar las extensiones instaladas y obtener otras que estén disponibles en la Web.

Gestionar las extensiones instaladas

El panel de extensiones nos muestra las extensiones instaladas y lo que podemos realizar sobre ellas. Para cada extensión vemos su icono, su nombre y su descripción, también tenemos unos enlaces para ver los permisos necesarios para ser utilizadas y el enlace correspondiente para visitar su página Web. A continuación, vemos el botón Habilitada, si lo desmarcamos la extensión dejará de funcionar, pero seguirá instalada. Para desinstalarla, utilizaremos el icono de la papelera.

Obtener más extensiones

Si hacemos clic en el enlace Obtener más extensiones se nos abrirá la página Chrome web store, similar a esta:

Navegadores Web

Esta página Web es el lugar donde encontraremos ordenadas, todas las extensiones, aplicaciones y temas disponibles para instalar. Están ordenadas por categorías. Además, disponemos de un buscador.

Para instalar una extensión en particular tendremos que seleccionarla con un clic y aparecerá una ventana como la siguiente:

Navegadores Web

Ahora basta hacer clic sobre el botón azul + AÑADIR A CHROME para instalarla.

Aparecerá otra ventana informando sobre los permisos necesarios y si estamos de acuerdo, pulsamos el botón Añadir extensión para instalarla.

En esta pantalla anterior tendremos a nuestra disposición la descripción detallada de la extensión, la opinión de otros usuarios y otras informaciones de interés.


Si te ha parecido interesante el contenido, sería genial que lo compartieras en tus redes sociales. Si estás interesado en formar parte del mundo digital y disfrutar de sus oportunidades y beneficios, puedes contactarnos  y estaremos encantados de colaborar contigo. Muchas gracias.

     Pulsa para contactar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando estará aceptando su uso y nuestra política de cookies. Pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies